Finanzas

Cuadrante del flujo del dinero (Tema II): Autoempleado

2

En el artículo pasado hablamos de las distintas maneras en las que se mueve el dinero en nuestra vida cotidiana. A esto lo llamamos el cuadrante del flujo del dinero, el cual nos enseña las características de cada uno y qué hacer para poder saltar de una sección a otra.

Especificamos que existen cuatro representaciones en dicho cuadrante, los cuales están figurados de la siguiente manera:

  • E: Empleado
  • A: Autoempleado
  • D: Dueño de negocio
  • I: Inversionistas

Entendimos que un empleado es aquella persona que cambia su tiempo por dinero durante 8 horas diarias, laborando para otro. En este primer punto del cuadrante, la palabra clave es la “seguridad” de tener su quince y último en su estado de cuenta.

Pasan 40 años en una monotonía y se acostumbran de la zona de confort de que, terminado ese período de tiempo, esperan sobrevivir de la pensión ofrecida por el patrono para el cual trabajan. Cumplen los sueños de otros, en vez de realizar los suyos.

En esta oportunidad desglosaremos la segunda representación del cuadrante del flujo del dinero: el auto empleado.

A de Autoempleado

Imaginemos que hemos pasado mucho tiempo bajo las órdenes de un jefe, cambiando nuestro valioso tiempo por una remuneración que no nos asegura una estabilidad a futuro y decidimos dejar nuestro trabajo para ser independientes.

Esa transición de pasar a ser un asalariado a trabajar por nuestra cuenta, se le denomina como AUTOEMPLEADO. Son aquellas personas que deciden tomar la rienda de sus ingresos y emprenden abriendo un negocio o simplemente haciendo transacciones financieras con algún producto existente en el mercado o de su invención.

En la actualidad y por el espíritu de emprendimiento que muchos individuos están tomando, cada día hay más trabajadores independientes. En la mayoría de los casos los autoempleados surgen de la necesidad de mejorar sus ingresos y obtener algo de “tiempo libre”, aunque en realidad –en este último punto- no es así.

¿Cómo reconocer a un Autoempleado?

¿Conoces a alguien que se haya cansado de verle la cara todos los días a su jefe y que ahora trabaja por su cuenta? Aunque puede parecer muy divertido ser tu propio jefe, el auto empleado tiene sus pros y contra. A continuación especificaré algunas características de esta sección del cuadrante del dinero:

  1. Es indispensable en su negocio: al ser el único empleado que tiene, su tiempo se reduce a estar de cabeza atendiendo el negocio o las actividades financieras que haya iniciado. De faltar un día no facturaría y por consiguiente, no generaría los ingresos necesarios para mantener su “libertad”.
  2. Requiere el 100% del esfuerzo: el compromiso, el esfuerzo y la perseverancia serán el triple para poder subsistir en el competitivo mundo de los negocios.
  3. Tiempo limitado: en la búsqueda de tener el tiempo que quisiera para poder disfrutar de la vida y pasar tiempo con familia y amigos, el auto empleado solo se encuentra saturado de responsabilidades que consume su horario. Todo su tiempo para a ser propiedad de su negocio.
  4. Es el primero que entra y el último que se va: al ser su propio jefe, el auto empleado es la primera persona que entra y la última que sale. Su vida se ve congestionada de cuentas por pagar, deudas, ventas, entre otros.

 Como puedes notar, aunque ya no se tiene un jefe que esté dándote órdenes, el auto empleado no obtiene esa “libertad” de tiempo y financiera que tanto anhelaba.

Así como algunos tiran la toalla y vuelven a ser empleados, otros tienen tanto éxito que evolucionan a Dueño de Negocios, tema del cual hablaremos en un próximo artículo.

PlanEmprendedor

Anatomía de un empresario exitoso: 7 aptitudes indispensables para aspirantes

Previous article

Howard Schultz y Starbucks: mas que un café, un “segundo hogar”

Next article

You may also like

2 Comments

  1. Está genial el artículo, Milyner Montaño. Cada vez se hace más notable la necesidad de dejar de depender de un salario y pasar a trabajar por cuenta propia montando algún tipo de negocio.
    Aquí en España el concepto de Emprendedor no está muy extendido, hay la mala costumbre de evitar la responsabilidad y se considera que te “deben” de dar trabajo para poder vivir una vida “digna” con las necesidades mínimas cubiertas.
    Por suerte, poco a poco se van cambiando los viejos paradigmas y se va animando la gente a depender de si mismos y vamos cogiendo las riendas y la responsabilidad que nos corresponde.
    Un saludo.

    1. Ciertamente José, la palabra “Emprender” aún tiene muchos prejuicios en la mente de las personas y en realidad no ven el gran reto que implica. Concuerdo perfectamente contigo en cuanto a que, en la actualidad, un trabajo asalariado no abastece como debería ser y se hace imperativo desempolvar las ideas que alguna vez tuvimos para convertirlas en realidades que nos permitan obtener mejores ingresos.
      ¡Es bueno saber el número de personas que se van sumando a esta gran aventura! Esperemos que con el pasar de los días, crezcamos en número. ¡Un abrazo desde Venezuela!

Leave a reply

More in Finanzas